Apple es una Secta

Antes de nada, quiero dejar claro el tono irónico y siempre de humor de este artículo, no pretendo ofender a ningún fan acérrimo de Apple ni, por supuesto, a ningún otro fan de los “otros”. Porque SÍ, queridos. Está Apple, y luego, a su rebufo, y más bien lejos, están los demás, los otros, para entendernos, los que no son Apple.

Este pensamiento, personal, aunque seguramente compartido. Responde a una idea que tiene la gente de la “cultura Apple” (¿cultura Apple? empezamos pronto con el elitismo). Tanto es así que hasta nos comparan, con bastante acierto, con una especie de Secta, idiotizados por todas las maravillas que Apple nos ha vendido, a precio de oro, por supuesto. Y de las cuales, nosotros los Applelizados, no paramos de hablar e incluso presumir.

El líder

Las comparaciones con una secta empiezan desde arriba. Como en cualquier organización de este tipo siempre ha existido un líder, una persona (o ser imaginario) elevada al status de divinidad, en nuestro caso es, como no podía ser de otra forma, STEVE JOBS. El bueno de Steve supo desde un principio colocarse (véase el doble sentido de esta palabra) en un primer plano dentro de la compañía, haciendo y deshaciendo a su antojo. Aunque por lo que de verdad es conocido es por su técnica para vender. Viendo las presentaciones de las iCosas, Steve, creo que era capaz de vender una nevera a una familia de esquimales. Por eso nos ha ido convenciendo  de tener un móvil, una Tablet, un MP3, un portátil y/o un ordenador de sobremesa, porque… ¿Cómo no vas a comprar algo que DE VERDAD necesitas?

Como a todas las divinidades (TODAS) a Jobs también se le atribuyen hazañas, llamémoslas milagros, que no hizo. Por ejemplo, la invención del ratón, el entorno gráfico, o el primer ordenador personal. Para nosotros, ésto tiene una explicación clara, siempre es más emocionante pensar que el ratón lo invento un señor, puesto  de LSD hasta las cejas, en el  garaje de la casa de sus padres y casi en 5  minutos (como quien hace una bolsa de palomitas de microondas), que pensar que fue el fruto de años de duro trabajo, con un equipo de ingenieros supercualificados y aburridos que siempre van en traje y corbata.

El lugar de culto

Nosotros, al igual que las demás sectas, también tenemos un lugar de culto. Llámalo Apple Store. Esos locales, diáfanos, con esa luz tan especial, esos escaparates de madera con las iCosas dispuestas de forma calculada y precisa, casi casi con escuadra y cartabón. Con esos dependientes, amables, modernos (rozando lo Hipster en algunos casos) que siempre van a estar ahí, pero no te vas a dar cuenta de ello hasta que de verdad los necesites. ¡Cómo no vamos a sentirnos como en casa en esos sitios! Si hasta cuándo vamos al extranjero, la Apple Store de la ciudad en cuestión es parada obligada en nuestra ruta turística, y si puedes, vas y te compras algo allí, aunque el cambio Euro-Libra te salga desfavorable, TE DA IGUAL, porque tú lo que quieres es decir que te has comprado algo en una Apple Store de fuera. Y además, para confirmar y luego lucir, te haces una foto allí (con tu iPhone 5s, por supuesto, que no se diga).

Que pesados sois ¿no?

Somos unos pesados. Somos como los de esa secta tan famosa que va de puerta en puerta intentando convencerte para que te unas (testigos de nose qué),  siempre estamos hablando de lo buenos y bonitos (baratos no, no engañamos) que son nuestros iCosas y sentenciando al resto con un… “Joder que tonto, aún llevas Android/Windows Phone/Blackberry.” (¿Blackberry? ¿En serio aún estáis así? No tenéis remedio). Siempre hablamos de lo maravilloso que es SIRI, aunque no lo usemos en la vida, lo útil que es  nuestro conector reversible (hasta que  somos el único iPhone sin batería del grupo y claro, ningún cargador nos vale) o enumeramos, casi como un mantra, todas las características que traerá el nuevo  iPhone 6 (Para el cual, deberíamos llevar ahorrando un año mínimo).

Pero porque somos así, o mejor, nos han hecho así. Apple siempre estará por encima de todo. Hará el mejor producto de todos. Y lo que no lleve una manzana mordida será, cuanto menos, criticable. No tenemos la culpa de ser fans de la mejor marca del universo.

La unidad hace la fuerza

Estamos unidos. Lo sabéis y lo sabemos. Este sentido de pertenencia está basado en un orgullo enfermizo (los demás lo llaman ridículo) por consumir chismes firmados con una manzana. Y si puede ser el primero de una serie, MEJOR. Y si es el primero puesto a la venta en tu país, MEJOR, o en tu comunidad, o en tu barrio. Da igual, buscamos la exclusividad, sea como sea y al precio que sea. Somos los  Believer’s de la tecnología, nos da igual, acampar, literalmente, a las puertas de un Apple Store con tal de conseguir uno de los primeros cacharritos, mientras despreciamos a alguien que pasa a nuestro lado, andando y tuiteando desde un Android (¿En serio, esos aparatos tuitean?).

Deberíais uniros

La realidad es esta. Somos los locos que preferimos gastarnos un dineral en un aparato, teniendo otra alternativa que hace lo mismo por la mitad de precio, (sigo diciendo, seguramente haga lo mismo, pero de una forma más fea). Pero bueno, en esta secta nos lo pasamos bien… Deberíais uniros.

Comparte para difundir

Si te ha gustado nuestro contenido ahora puedes ayudar a difundirlo en las redes sociales de manera sencilla usando los siguientes botones:

Envía
Pinea
Print
Ofertas en Mac y accesorios
¿Quieres comprar un MacBook o un iMac? No te pierdas estas ofertas a la hora de comprar un ordenador de Apple y si ya tienes uno, protégelo con una buena funda.
MacBook con descuentoiMac rebajadoFundas MacBook

Categorías

Noticias

Applelizados era una web dedicada al mundo de Apple. Actualmente está integrada dentro de soydemac.com para hacer una comunidad de amantes de Apple mucho más grande y activa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.