¿Cómo usar la aplicación Atajos en el Mac?

atajos

Seguramente pasas gran parte de tu tiempo frente a tu Mac y cualquier herramienta para simplificar tus tareas te será de gran ayuda. Aumentar tu productividad se puede lograr mediante acciones rápidas que se encuentran incluidas en el MacOS. Hoy veremos cómo usar la aplicación Atajos en el Mac.

Estamos convencidos de que existen aplicaciones que utilizas con mayor frecuencia, y por si no lo sabías, puedes llegar a ellas más fácilmente con el uso de la app Atajos. Esta te permitirá tener en tu Mac un manejo de aplicaciones más sencillo, cómodo y rápido. A continuación, te mostramos todo lo que debes conocer del tema.

¿Qué se conoce por atajo en el ecosistema Apple?

Un atajo es una forma rápida de ejecutar distintas tareas con las aplicaciones. Solo será necesario un clic para hacer lo que requieras. Utilizando dicha función, puedes automatizar muchas acciones en tu Mac. Entre las que podemos mencionar copiar líneas de texto de una aplicación a otra o poder generar variedades de informes de gastos del ordenador.

En dependencia de como sueles utilizar tus dispositivos de Apple, Siri puede sugerir atajos simples y eficaces que serán de gran ayuda para ti. Cuando el atajo esté listo, solo deberás decir su nombre para que se ejecute con el Siri activo.

¿Qué es una acción en un atajo?

Automatización con Atajos para activar Acceso guiado.

Las acciones son las herramientas principales de las aplicaciones de tu Mac desglosando las funciones en pasos más pequeños. Cada acción dentro de un atajo cumple un rol importante en el proceso final. Tienes en tu mano, miles de acciones distintas que puedes encadenar para personalizar tus propios atajos.

Una acción es de los componentes más importantes para que tomar un atajo sea satisfactorio. Cada atajo es llevado a cabo por un conjunto de distintas acciones, siendo cada una de ellas un escalón independiente con su función específica. En el caso de tomar un atajo, las acciones son necesarias para lograr llegar al destino de manera más rápida o eficiente.

Un ejemplo que podemos explicar podría ser un atajo para compartir un GIF animado. Para esto puede haber varias acciones como:

  • Seleccionar las últimas fotos tomadas (para elegir las imágenes más recientes).
  • Convertir a GIF (para crear la animación a partir de esas fotos).
  • Enviar mensaje (para enviarlo directamente a tus contactos).

¿Para qué sirven los atajos?

Al utilizar los atajos, cada una de las acciones programadas se llevará a cabo en el orden en el que fueron establecidas. Algunas acciones están diseñadas para buscar información en el dispositivo o en la web. Otras se encargan de transformar la información como modificar el tamaño de una imagen.

Además, existen acciones que permiten compartir la información en álbumes de fotos, con contactos a través de aplicaciones como Mensajes o Mail. Esto facilita la comunicación y la difusión de contenidos en diversas plataformas.

Todos los componentes se encuentran en la app Atajos

No solo puedes acudir a los atajos que te sugiere Siri, en tu Mac encontrarás la app Atajos a tu total disposición. En ella, podrás dejar listos atajos para ser empleados en otro momento o personalizarlo a tu gusto. Esta aplicación te ayudará a hacer combinaciones de diferentes apps y así lograr la creación de tareas automáticas.

Una vez determinados los atajos que necesitas, podrás ponerlos en ejecución en tu ordenador desde:

  • La aplicación Atajos.
  • Siri.
  • Líneas de comandos.
  • Funciones rápidas presentes en el teclado.
  • Touch Bar con los que cuentan los MacBook Pro.
  • Finder del propio macOS entre los que están incluidos Dock, barra de menús y Spotlight. También podrás hacerlo a través del menú Servicios y menú desplegable Acciones.

Además, debes conocer que los atajos creados en un Mac pueden ser puestos en ejecución en otros dispositivos de la marca, iOS o iPadOS. Para esto, debes añadir ejecutar un atajo desde otro dispositivo Apple y se hará fácilmente.

¿Cómo se usa la aplicación Atajos en el Mac?

Lo primero que debes hacer para emplear dicha app es crear en sí el atajo que quieras. Por ejemplo, en este caso explicaremos cómo hacer un atajo para abrir una app. Para hacerlo sigue los siguientes pasos:

Revisar atajos

  • Primeramente, dirígete a la aplicación Atajos de tu Mac.
  • Pulsa «+» para establecer el nuevo atajo.
  • Presiona en «Nombre del atajo» y escribe «Abrir (más el nombre de la app)».
  • En la barra lateral derecha. encontrarás el buscador y allí deberás escribir «abrir».
  • Toca dos veces en «Abrir app«.
  • Por último, pulsa en «App» y elige la que quieres abrir. ¡Y ya está, comienza a usar la aplicación Atajos en el Mac!

Otros detalles para la creación

Cuando ya tengas preparado tu atajo, deberás configurar la forma en la que quieres que se ejecute. Aunque puedes fijarlo en la barra de menús, existe otro método más rápido, el atajo del teclado. Una vez realizados los pasos anteriormente mencionados, haz lo siguiente:

  • Pulsa el botón dónde veas el atajo en forma de tres deslizadores de ajustes, presentes en la parte derecha y superior de la ventana.
  • Presiona «Añadir funciones rápidas de teclado«.
  • Toca las teclas que prefieras usar. Ejemplo: ⌘+ Tab+ 1.
  • Y para finalizar, toca Intro.

Atajos teclado

Así sabrás dónde se guardan los atajos

Los atajos se guardan en diferentes carpetas dentro de la barra lateral de la aplicación. En la sección de «Todos los atajos«, encontrarás una recopilación de todos los atajos que hayas usado, así como los que se encuentren disponibles. En la carpeta «Hoja para compartir» se encuentran aquellos atajos que están accesibles para compartir de otra app.

Por otro lado, en la sección de «Acciones rápidas» podrás encontrar los atajos de acceso rápido del menú del Finder de macOS. Mientras que, en la «Barra de menús», se guardan aquellos que se incluyen en el menú de los atajos de macOS.

Al seleccionar una colección de las que están situadas en la barra lateral, se desplegarán un listado con todos los atajos que guarda. Cada uno de ellos se mostrará con sus detalles específicos como un color, título e ícono característico.

Para ejecutar un atajo, solo debes hacer clic sobre él, aunque si prefieres, con doble clic también puedes ver las acciones que ejecutará. ¡Así de sencillo es gestionar y utilizar tus atajos!

¡Y esto ha sido todo! Esperamos haberte sido de ayuda para tener información sobre cómo usar la aplicación Atajos en el Mac. Déjame saber en los comentarios qué te ha parecido lo mejor y si conoces algo más relacionado con el tema.


Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.