Criticas hacia los AirTag por falta de medidas anti acoso

AirTag de Apple presentados

No llevamos ni un mes con los AirTag en el mercado y las criticas se reparten a partes iguales con las alabanzas. Quitando que es un dispositivo totalmente nuevo por parte de Apple y que las primeras versiones siempre suelen traer fallos u otros problemas, las críticas le vienen sobre todo por la posible utilización de estos gadgets como elementos para acosar a otras personas. Las medidas anti acoso implantadas por Apple no parecen ser suficientes.

Parece que los AirTag están siendo probados para funciones distintas a las previstas

AirTags

Ya os decíamos no hace mucho, que la idea de poner estos dispositivos para rastrear personas o niños no era buena idea. Puede tener cierto sentido si en algún momento por un descuido nuestra mascota se pierde o nuestro hijo se desorienta y acabamos por no poder localizarlos. Pero peor  es aún utilizarlo con la idea de poder monitorizar a alguien, seguirla o ver a dónde va. Es cierto que para poder hacer eso, hay que poner el AirTag en modo perdido y además que emitiría un sonido…etc. No es fácil ni está hecho con ese fin. Sin embargo algunas personas se lo están planteando y ante eso se cuestiona si las medidas implantadas por Apple contra el acoso, son suficientes.

Recientemente el Washington Post ha lanzado un artículo en el que se habla que las medidas adoptadas por la empresa no son suficientes. Veamos en qué se basan para afirmar tal aseveración.

Geoffrey Fowler, de The Washington Post, en un informe que investiga cómo los AirTags pueden ser utilizados para el acoso encubierto, afirma que Apple no ha hecho bien su trabajo. Cualquier persona podría usar uno de estos dispositivos para poder seguir a alguien.

Veamos cómo fue el experimento y las conclusiones sobre las medidas anti acoso

Encontrar un AirTag perdido con NFC

Fowler se colocó un AirTag sobre sí mismo y se asoció con un colega para ser acosado. Llegó a la conclusión de que los AirTags son un «nuevo medio de acoso barato y eficaz».

Las medidas de Apple incluyen alertas de privacidad para que los usuarios de iPhone sepan que un AirTag desconocido viaja con ellos y puede estar en sus pertenencias, junto con alertas de sonido regulares cuando un AirTag ha sido separado de su propietario durante tres días. Fowler dijo que durante más de una semana de seguimiento, recibió alertas tanto del AirTag oculto como de su iPhone. Después de tres días, el AirTag que se utilizaba para acechar a Fowler tocó un sonido, pero fueron «sólo 15 segundos de sonido ligero» , llegaban a unos  60 DB. Luego se quedó en silencio durante varias horas. Volvió a sonar otros 15 segundos. Un sonido que es fácil de tapar si se aplica un poco de presión en la parte superior del AirTag.

El temporizador de cuenta atrás de tres días se reinicia después de que entra en contacto con el iPhone del propietario, por lo que si la persona que es acosada vive con su acosador, es posible que el sonido nunca se active. Fowler también recibió alertas regulares sobre un AirTag desconocido que se movía con él desde su iPhone, pero señaló que esas alertas no están disponibles para los usuarios de Android. También mencionó que Apple no proporciona suficiente ayuda para localizar un AirTag cercano, ya que sólo puede ser rastreado por el sonido, una característica que a menudo no funcionaba.

La respuesta de Apple no se ha hecho esperar

Kaiann Drance, vicepresidente de marketing de Apple para iPhone, dijo a The Washington Post que las medidas integradas en los AirTags son un «conjunto de disuasivos proactivos y de primera industria». Explicó que las medidas anti-acoso de los AirTags pueden reforzarse con el tiempo y nuevas versiones. «Es un sistema inteligente. Podemos seguir mejorando la lógica y el tiempo para que podamos mejorar el conjunto de medidas de seguridad».

Apple eligió una línea de tiempo de tres días antes de que un AirTag comience a reproducir un sonido porque la compañía «quería buscar un equilibrio entre seguridad y molestias al usuario». Drance declinó decir si Apple había consultado a expertos en acoso doméstico al crear los AirTags, pero dijo que Apple está «abierta a escuchar cualquier apreciacón de esas organizaciones».


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.