¿Vas a comprarte un iMac 5k? Conoce las diferencias entre el modelo de 2015 y 2017

Cuando hablamos de Mac con prestaciones altas, tenemos que tener en la cabeza el iMac 5k que llegó en 2015. Más si cabe, parte de nuestros trabajos o hobbies pasan por la edición de fotografías o video. El iMac 5k que apareció por primera vez an 2015, marco una tendencia de equipos de sobremesa de altas prestaciones, y como no, la primera piedra de los equipos super potentes que nos está presentando Apple desde la presentación de los MacBook Pro del pasado otoño. De hecho, hasta que recibamos el iMac Pro en los próximos meses, este es el iMac más potente del mercado.

En esta comparativa, conoceremos las prestaciones del modelo del 2017, presentado en la WWDC de 2017 y el modelo de 2015, para que tengas toda la información y valores que equipo te interesa adquirir, más si cabe cuando Apple vende el modelo de 2015 con un importante descuento.

Empecemos por fuera. Externamente ambos iMac son idénticos, salvo por el cambio de los puertos Thunderbold 2 que monta el equipo de 2015, frente a los Thunderbold 3 con conexión USB-C del modelo de 2017. Cuantificar esta diferencia supone doblar la velocidad de transmisión, hasta los 40 Gb/s y la posibilidad de conectar múltiples dispositivos, hasta otro monitor 5k o incluso 2 con calidad 4k.

Pasamos al interior de esta extraordinaria máquina. Los dos modelos cuentas con procesador Intel i7, máximo exponente en ese momento. Claro está, en 2015 contamos con la versión Sky Lake a 4.0-4.2 GHz, mientras que la versión 2017 monta Kaby Lake a 4.2 a 4.5 GHz.

Pero veamos las comparativas utilizando Geekbench 4: La diferencia se traduce en un 9 % con un solo núcleo y un 16 % utilizando múltiples núcleos. La puntuación realizada en las dos máquinas es 5.263 y 16.975 para el modelo 2015, mientras que el modelo de 2017 ofrece 5.736 y 19.774 respectivamente.

Con el uso en el día a día, el Mac de 2017 es más rápido y algo más silencioso. El ventilador gira algo menos que el modelo de 2015, lo que se traduce en mayor calentamiento. Si este calentamiento se traduce en una pequeña ralentización del equipo, quizá preferimos mejor ventilador, para aprovechar al máximo el rendimiento del iMac.

En resumen, tenemos equipos muy similares. Será más fácil sacarle partido al equipo de 2017, pues monta componentes más actuales y por lo tanto, en teoría este Mac aguantará mejor el paso del tiempo. No obstante, si no necesitas grandes tasas de transmisión o la conexión de monitores externos con enormes prestaciones, el iMac de 2015 cumplirá con creces tus deseos.

Ofertas en Mac y accesorios
¿Quieres comprar un MacBook o un iMac? No te pierdas estas ofertas a la hora de comprar un ordenador de Apple y si ya tienes uno, protégelo con una buena funda.
MacBook con descuentoiMac rebajadoFundas MacBook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *