Las aplicaciones de los Mac Intel actuales funcionarán en los futuros Macs ARM

Mac ARM

Se acercan unos meses de muchas dudas para los actuales y futuros usuarios de ordenadores Mac. Apple se ha metido en un berenjenal descomunal, con el cambio de procesadores Intel actuales a los futuros Macs con arquitectura ARM. Ha bautizado dicha movida con el nombre de Apple Silicon.

Dicho cambio será lento, largo y costoso, afectando a todos los frentes: fabricantes, desarrolladores, y por supuesto, usuarios. Al menos, Apple ha asegurado que en esta transición, las aplicaciones actuales y futuras diseñadas para los Macs con procesadores Intel, no necesariamente deben ser reprogramadas para los futuros Macs ARM, seguirán funcionando gracias al emulador Rosetta 2.

Apple ha abierto la caja de Pandora y ha dado conocer con pelos y señales su gran plan para pasar de Intel a usar sus propios chips en los Macs del futuro. La compañía ha dicho que la transición durará casi dos años: mover aplicaciones a la nueva plataforma y también preparar diseños de chips para los diferentes modelos de Mac.

Durante el período de cambio, Apple continuará lanzando nuevos Macs basados en Intel durante un año más o menos. Una gran duda que tendrán los futuros compradores de Macs. ¿Comprarán un Mac Intel, conociendo el proyecto Apple Silicon? Yo creo que no.

La compañía ha explicado que los Mac Intel no se eliminarán gradualmente y que seguirán teniendo soporte en los próximos años. Sin embargo, la pregunta más grande es si los nuevos Macs basados ARM serán compatibles con las aplicaciones actuales creadas para los Mac Intel.

Apple ha presentado herramientas para que los desarrolladores puedan mover fácilmente sus aplicaciones a la nueva arquitectura de Apple. Sin embargo, no todos los desarrolladores pueden mover sus aplicaciones, pero Apple tiene todo cubierto. La compañía ha revelado «Rosetta 2»  su tecnología de emulación.

Rosetta se utilizó originalmente durante la transición de PowerPC a Intel en 2006. La compañía está lanzando Rosetta 2, un sucesor directo de la tecnología de emulación que permitirá que las aplicaciones creadas para la plataforma Intel Mac se ejecuten en Macs basados en los chips propios de Apple.

La emulación, por supuesto, tiene sus aspectos negativos, como tiempos de carga lentos y un rendimiento deficiente. Sin embargo, durante WWDC, Apple mostró la aplicación Maya que se ejecuta en Rosetta 2 y la experiencia parecía ir la mar de fluida. Pero claro, si la demostración se hizo desde un iMac Pro, hicieron un poco de trampa.

Por supuesto, no sabemos si todas las aplicaciones se ejecutarán de forma similar, pero al menos es posible usar todas y cada una de las aplicaciones de los Macs Intel en los futuros Mac basados en ARM.

Apple reveló durante su conferencia anual de desarrolladores que los principales fabricantes de software como Microsoft y Adobe ya han comenzado a trabajar en aplicaciones nativas para los próximos Macs con chips de Apple. La mayoría de los desarrolladores pronto se pondrán a trabajar también, pero si algunos no lo hacen, Rosetta 2 lo solucionará.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.